martes, 28 de julio de 2015

10

MADELEINES ENAMORADAS {SILIKOMART}


Noo, aún no volví de mis vacaciones, y noo, no me he vuelto loca con el título de la entrada, jajajaja me remonto a unos meses atrás cuando me llegaron unos productos de SILIKOMART, como en otras ocasiones debía elaborar una receta con ellos.

Este molde que me llegó, me pareció super mono pero ... no se me ocurría nada que hacer con el, le dí mil vueltas, que si tortillas, que si pizzas, que si pancakes .... pero nada terminaba de cuadrarme, así que lo metí en el armario y lo dejé en el "olvido" ... hasta que pensando que haría para celebrar mi CUMPLE BLOG  me vino a la mente el molde.

Si, 3 años ya desde ese día en que decidí empezar mi nueva andadura bloguera. Ese 28 de julio del 2012 di comienzo a este blog con un delicioso Dip de Pizza, ¿qué no lo habéis visto? Pues os invito a que lo ojeéis, os aviso que es altamente adictivo, jajajaja, dicho queda, no me vengáis luego con reprimendas.

Este molde es muy versátil, porque lo mismo se puede usar en una sartén que en un horno (como ha sido mi caso) ¿sabéis cómo se llama? Happy Snack Love, hasta el nombre es una cucada.



Al final me decidí por usar una receta de madeleines, pero ya veis, que están "enamoradas" porque no tienen esa forma característica de concha que suelen tener, las mías tienen forma de corazón. Que me perdonen los puristas por tomarme la libertad de darles esta forma, aunque ... pienso yo que si conservan el sabor ¿qué más dará la forma que tengan?

Opté por ponerles dos rellenos, uno de mermelada casera de moras y otro de dulce de leche, no me preguntéis cuál me gustó más, porque no podría elegir, ambos son deliciosos. En cuanto a las madeleines, yo no las había probado nunca, y me ha gustado mucho la esponjosidad y el sabor de este bizcochito.


INGREDIENTES 

125 gr de mantequilla a temperatura ambiente
125 gr de azúcar glass tamizada
125 gr de harina tamizada
3 huevos
Extracto de limón o vainilla (al gusto)


PREPARACIÓN

Separar las yemas de las claras. En un bol poner el azúcar tamizada junto con las yemas y batir hasta que quede una masa esponjosa, después incorporar las yemas y batir hasta que coja cuerpo la masa, entonces añadiremos el extracto de limón o el de vainilla, el que hayamos elegido. Batimos e incorporamos la mantequilla y la harina. Batiremos hasta que tengamos una masa sin grumos.

Engrasaremos nuestro molde y con una cuchara de las de café vamos rellenando el molde, sin llenarlo hasta arriba, porque aunque no lleve levadura crecerán bastante.

Precalentamos el horno a 220ºC  y horneamos 10 minutos. Pasado este tiempo sacamos y ponemos en una rejilla a que enfríen. Tener en cuenta que tendremos que hacer varias hornadas y que a la segunda hornada el horno ya estará más caliente, de modo que quizás haya que reducir el tiempo de horneado.

Podemos comerlas tal cual o como ha sido mi caso, he rellenado unas pocas de dulce de leche y otras pocas de mermelada de mora casera. Luego he espolvoreado de azúcar glass y listas para comer, vamos una maravilla. ¿Y vosotros las habéis probado? ¿Verdad que es un bocado delicioso para celebrar mi cumple blog?

Y ahora ya si, me despido de vosotros hasta .... ya veremos cuando. Disfrutad del verano.


Besotes !!! Hasta pronto !!!

miércoles, 1 de julio de 2015

10

¡¡ ME VOY DE VACACIONES !!



Bueno pues otro año más, y cada vez voy adelantando el cierre. El primer año fue el 17 de julio, el año pasado el 7 de julio y este año el 1 de julio.

¿Qué porque tan pronto? os preguntaréis, y la respuesta es simple ....

HACE MUCHOOOOOOO CALOR

Y yo no soporto estar en la cocina con este calor, así que ... sólo hago cosas rápidas, cosas sencillas, cosas que se hacen en un visto y no visto. 

Una ensalada de pasta, una ensalada de arroz, una ensalada de judías ... vamos que en casa cae una ensalada por día y tampoco es cuestión de montar el chiringuito y mover todos los achiperris a diario, sobre todo cuando no se tienen ganas.

Esta ola de calor que nos ha invadido esta semana me tiene totalmente aplatanada, así que ... creo que he tomado la mejor decisión. 

Así que ... sólo me queda desearos unas FELICES VACACIONES , que disfrutéis, que descanséis, que tengáis cuidado en la carretera, y que os quiero ver a todos de vuelta.

Besotes !!!!








lunes, 22 de junio de 2015

12

SALMOREJO DE FRESAS



Vengo corriendo con esta receta, antes de que se acaben las fresas, yo creo que aún me queda tiempo para seguir disfrutando de ellas y es que no se si conocéis las famosas fresas de Aranjuez, son una delicia, un bocado delicioso, mejor que cualquier otra fresa que haya probado nunca, y por suerte vivo a escasos 10 minutos de Aranjuez, así que ... es rara la semana que no voy allí a comprarlas. 

Hace un mes un grupo de amigas nos reunimos en un parque próximo a nuestra casa, e hicimos una "comilona" cada una llevó una receta de su cosecha, jejeje, pasamos una tarde maravillosa en la que además de comer y beber, nos reímos una barbaridad. Probamos cosas que nunca habíamos probado como fue el salmorejo de fresas que hoy os traigo, el atascaburras, empanadas de lomo y queso, empanada de morcilla y piñones, en definitiva un montón de cosas deliciosas y hechas con todo el cariño del mundo, por mis amigas y por mi. Aquí tenéis una muestra de todo lo que comimos. 


Tras esa reunión empezamos a pedirnos las recetas de lo que habíamos probado, y bueno yo os las iré presentando poco a poco por aquí, para que veáis que rico cocinan mis amigas, mis "cocinillas" 

Este salmorejo de fresas es receta de May, una chica dulce y cariñosa, que además cocina como los ángeles. Y que desde que tiene la thermomix no para ¿Vamos con la receta? 



INGREDIENTES

500 gr de tomates maduros
500 gr de fresas
4 dientes de ajo ** May sólo usó 1
90 gr de pan del día anterior ** May usó 150 gr 
10 gr de sal
70 gr de aceite de oliva
Crema de vinagre balsámico de Módena ** Yo usé una vinagre de frambuesas
1 huevo cocido
Jamón serrano picado


PREPARACIÓN 

May lo hizo en Thermomix, pero ... como yo no tengo, pues lo he hecho con la batidora, luego lo he pasado por el pasapuré y por último por un chino para que quedara un salmorejo fino.

Calentamos agua. Hacemos una cruz a los tomates y cuando el agua hierva los metemos dentro dos minutos como mucho. Sacamos, metemos en un bol con hielo y veremos como se despega la piel del tomate. Los pelamos.

En el vaso de la batidora metemos los tomates pelados, las fresas lavadas y sin el rabito, los dientes de ajo pelados, el aceite, la sal y el pan. Trituramos bien.

Pasamos por el pasapuré y por último por el chino.

A la hora de servir picamos el huevo cocido y ponemos el jamón serrano. Por último regamos con un chorrito de aceite y un chorrito de vinagre balsámico.

¿Qué os ha parecido? y ¿vosotr@s lo habíais probado?



 Besos !!! Hasta pronto !!

jueves, 11 de junio de 2015

30

ENSALADA DE ROQUEFORT CON CROUTONS Y BACON


Hoy amaneció un día lluvioso, tormentas de verano (aunque aún no haya llegado) por un momento me sentí como una niña pequeña, hubo un rayo que iluminó mi habitación cuando aún no me había levantado, y me obligó a meter la cabeza debajo de las sábanas, como si las sábanas me fueran a rescatar en caso de que algo pasara.

Me gusta el verano, a pesar del calor, a pesar de lo apelmazado que se sienta el cuerpo, pero ... también me gustan las tormentas de verano, eso si, para estar en casa, viéndola a través de tu ventana y llenándote los pulmones de ese aire limpio que deja la lluvia.

Quizás hoy no sea el día más apropiado para una ensalada ¿o si? Yo es que soy un poco maniática, y en días de frío soy incapaz de comer ensaladas, como en verano que soy incapaz de comer guisos calientes, pero ... no es el caso de hoy, que a pesar de la lluvia, no hace frío. Así que ¿porque no?

Esta ensalada es "obra" del gran Jamie Oliver, ese rubito simpático y de corazón enorme, no es que una ensalada sea un misterio, y que haya que recurrir a un gran cocinero como el para hacerla, pero ... de vez en cuando se nos acaban las ideas, y nos cansamos de comer siempre las mismas cosas, así que ... no hay nada como coger un libro, ojearlo, que veas algo que te entre por los ojos y que rauda y veloz te vayas a la cocina y te pongas manos a la obra. ¿no te parece? Esta ensalada es de sabores fuertes, por el queso y el aliño, así que si eres amante de esos sabores, no te dejará indiferente. Luego hay pequeñas variaciones para hacerla más al gusto de mi casa, como fue añadirle los brotes de alfalfa y reducir la cantidad de mostaza de Dijon.

Y ahora vamos al lío


INGREDIENTES (PARA 3 PERSONAS) 

200 gr de brotes variados de lechugas (al gusto)
100 gr de bacon cortado en dados
2 rebanadas de pan bimbo cortada en dados
1 manojo de cebollino
1 puñadito de brotes de alfalfa ** esto se lo puse yo porque quise
100 gr de queso roquefort
10 o 12 nueces peladas y troceadas
1 cucharada de aceite de oliva

INGREDIENTES PARA EL ALIÑO

6 cucharadas de aceite de oliva
2 cucharadas de vinagre de vino tinto ** yo le puse vinagre de Jerez
1 cucharada de mostaza de Dijon ** yo le puse una cucharadita pequeña
Sal marina
Pimienta negra recién molida


PREPARACIÓN 

Poco hay que explicar a la hora de elaborar una ensalada ¿Verdad?

Bueno os cuento rápidamente.

En una sartén a fuego vivo doramos el bacon con una cucharada de aceite, cuando ha empezado a tomar color, lo retiramos y reservamos.

En esa misma sartén doramos por ambos lados el pan bimbo que habremos cortado en dados. Reservamos.

Para el aliño, metemos todo los ingredientes en un bote, cerramos y mezclamos bien, moviendo enérgicamente.

Y es hora de montar la ensalada.

En una bandeja disponemos las lechugas, ponemos por encima las nueces, el bacon, los croutons, el queso, el cebollino, y los brotes de alfalfa.

Regamos con el aliño que hemos preparado,  mezclamos bien y tendremos listo nuestro plato.

Fácil, rápido y delicioso ¿qué más se puede pedir?


Besos !! Hasta pronto !!!

Fuente : Las escapadas de Jamie

martes, 2 de junio de 2015

32

TARTA CLÁSICA VICTORIA


Si hace 13 años me hubieran preguntado que era la felicidad, no hubiera sabido que responder.

Hoy puedo decir que FELICIDAD eres tú, hija, la FELICIDAD es poder ir a tu habitación cada mañana, despertarte y darte el primer beso del día, FELICIDAD es verte sonreír, FELICIDAD es poder compartir contigo mi vida y mi tiempo, FELICIDAD es poder "enfadarnos" y luego perdonarnos con un millón de besos, FELICIDAD es poder compartir risas y confidencias, FELICIDAD es acompañarte cada noche a la cama, desearte felices sueños y darte el último beso del día, FELICIDAD es poder decirnos cada noche nuestra palabra "secreta" te AMOADORO.

Fuiste, eres y serás el mejor regalo que la vida me pudo hacer.

Eres la luz de mi vida, eres todo lo deseado, todo lo soñado, eres mi TODO.

Aunque la que tiene que pedir el deseo antes de soplar las velas eres tú , yo me tomo la licencia de hacerlo a tu lado, mi deseo es que sigas como hasta ahora, siendo tan buena, teniendo ese corazón que tienes, esa humildad, esa inocencia, esa educación, que sigas siendo igual de cariñosa, que crezcas sana y feliz, y que nunca te falte de nada.

Sabes que tus padres estarán contigo por y para siempre, para lo que tu necesites.



Y si, es que el domingo fue el cumpleaños de la REINA de mi casa, de mi vida y de mi corazón, mi hija Lucía. Y aunque no hubo celebración porque hubo que posponerla ya que el sábado tuvimos una boda, no se quedó sin su tarta, la primera de 3, que locura, y es que el viernes lo celebra con las amigas y le haré otra pero chiquitita, y el sábado lo celebramos con la familia, y volveré a hace otra, así que ... será el cumpleaños más dulce de cuántos haya tenido.

No tenía idea de que tarta le iba a hacer, pero .. fue ver esta y enamorarme, una tarta inglesa por excelencia, una tarta esponjosa, y con un aroma delicioso. He hecho variaciones, para adecuarla a nuestros gustos. Y ha resultado una tarta deliciosa. A pesar de parecer muy compacta es un bocado muy tierno.


INGREDIENTES PARA UN MOLDE DE 20 CM

225 gr de mantequilla a temperatura ambiente
225 gr de azúcar glass tamizado
225 gr de harina de trigo tamizada
5 huevos M
1 cucharadita de extracto de vainilla
1 cucharadita de levadura
Mermelada (Al gusto) ** yo le puse mermelada de moras (Casera)
200 ml de nata bien fría
50 gr de queso de untar a temperatura ambiente
60 gr de azúcar
Unas cuántas moras para decorar
Azúcar glass para decorar



PREPARACIÓN

Pondremos a precalentar el horno a 170º

Engrasaremos nuestro molde con mantequilla y espolvorearemos con harina.

Yo hice la masa en la K.A pero podéis hacerla con vuestra batidora de varillas.

Pondremos en el bol de nuestra amasadora o batidora, la mantequilla y el azúcar glass tamizado, batir hasta ver como va esponjando y cogiendo cuerpo. Añadir los huevos de uno en uno, no incorporar el siguiente hasta que no esté integrado el anterior. Veremos que la masa pareciera cortarse, no os preocupéis, es lo normal. Ahora añadimos el extracto de vainilla, y volvemos a batir. Y por último incorporamos la harina, recordad que ha de estar tamizada. Mezclamos todo bien y con una espátula vamos bajando lo que se ha quedado pegado en las paredes del bol.

Incorporamos esta masa (que será pastosa y espesa) a nuestro molde.

Horneamos aproximadamente 45 minutos. Ya sabéis que cada horno es un mundo. En la receta ponía que había que hornear 20 minutos y yo lo tuve más del doble. Hasta que cogió un color dorado y al meterle el palillo salía bien limpio.

En ese momento sacamos del horno y dejamos en el molde durante 5 minutos para que se asiente. Entonces será cuando pasemos a una rejilla, donde dejaremos hasta que esté completamente frío.

Mientras podemos preparar el relleno.

Volvemos a necesitar nuestras varillas, y un bol que esté frío. Ponemos la nata, y el queso y empezamos a montar, añadiéndole poco a poco el azúcar hasta que se formen picos, entonces lo tendremos listo.

Abrimos bizcocho por la mitad y cubrimos generosamente, con la mermelada que hayamos elegido, yo había hecho hace unos días mermelada de mora y la aproveché (os debo la receta)

A continuación, y encima de la mermelada extendemos la crema de nata y queso, también de forma generosa. Y por último ponemos nuestro piso de arriba del bizcocho. Espolvoreamos por arriba con azúcar glass y decoramos con unas cuántas moras y la tendremos lista.

Se conserva perfectamente en la nevera unos cuántos días, tampoco creo que esto sea mayor problema, ya que la devoraréis en cuestión de minutos. Eso sí, si la metéis en la nevera, recordad sacarla un ratito antes de comerla para que atempere.

Y hasta aquí la entrada de hoy, que espero que haya sido de vuestro agrado



Besos !!! Hasta pronto !!

Fuente: Donal Skehan

jueves, 21 de mayo de 2015

38

ALBÓNDIGAS EN SALSA CON CHAMPIÑONES


Parecía que esta semana me la iba a tomar de descanso, con eso de que el lunes publiqué algo fuera de lo normal, pero no, ya estoy aquí.

Volvemos a los fogones, con un plato casero, de los de toda la vida, de los que nos gustan para comer con pan y mojar hasta dejar el plato casi limpio. Las tan queridas albóndigas, queridas porque creo que son igual de agradecidas que unas croquetas, las puedes hacer de mil cosas y de mil maneras distintas. En casa nos gustan mucho y son varias ya las recetas que hemos probado.

Un plato que no requiere grandes lujos, ni complicaciones, y si me apuras ni tiempo, porque se hacen en un volao. No hay excusa, no me vale decir no se cocinar. Creo que estas albóndigas las hace hasta un/a niñ@ de primaría.

Si el otro día cuando os di a conocer [H]arina, os comentaba que al entrar en su establecimiento era como entrar en una tahona de pueblo, porque los olores te recordaban a eso, hoy os digo que entrar en la cocina cuando se están guisando estas albóndigas es como dar marcha atrás en el tiempo e imaginarte en tu más tierna infancia en la cocina de la casa de mamá, tirándola del delantal, mientras ella probaba si estaban bien de sal y tu la insistías para que te diera a ti también a probar, que para eso eras la pinche y la habías ayudado. Así que si quieres "volar" al pasado no dejes de preparar este maravilloso plato.

Y ahora si ¿vamos con la receta?






INGREDIENTES

750 gr de carne de ternera
2 rebanadas de pan bimbo
1 cucharada sopera de salsa hp 
1 pizca de sal
1 cucharadita de tomillo
1 par de vueltas de molinillo de pimienta negra recién molida
1 huevo
leche ** la suficiente para mojar el pan bimbo
Harina
1/2 litro de caldo de carne
9 champiñones
Aceite
1 cebolla
3 dientes de ajo


PREPARACIÓN

Lo primero que vamos a hacer es poner las rebanadas de pan en remojo con la leche y reservar.

Cortamos la cebolla en brunoise, y apartamos 1 cucharada y media para echársela a la carne.

En un bol ponemos nuestra carne picada, con la salsa hp, la sal, el tomillo, la pimienta negra, el huevo, la cucharada y media de cebolla y las rebanadas de pan bien escurridas de leche. Mezclamos todo bien hasta que esté compacto y dejamos macerar.

En una cacerola honda ponemos a pochar nuestra cebolla con los dientes de ajo, cuando empiecen a tomar color, añadimos los champiñones que habremos cortado en trozos, rehogamos bien y reservamos.

Vamos haciendo bolas con nuestra carne, y vamos enharinando. Ponemos una sartén (yo lo hice en una de hierro fundido) a calentar con un chorrito minúsculo de aceite y vamos dorando por todos lados nuestras albóndigas, lo justo para que se sellen, no queremos que se queden secas. Vamos sacándolas e incorporándolas a la cacerola donde teníamos nuestras verduras. Así con cada una de las albóndigas.

Cuando ya las tenemos todas, lo que haremos será llevar el caldo de carne a ebullición e iremos incorporándoselo poco a poco a las albóndigas, en medida de lo que vaya necesitando. Dejaremos guisar durante 6-8 minutos.

Y listo tendremos unas deliciosas albóndigas, que harán las delicias de nuestra familia. Las podemos acompañara de una ensalada o de unas patatas fritas.

¿Y tú cómo haces las albóndigas?



Besotes !!! Hasta pronto !!

lunes, 18 de mayo de 2015

18

DESAYUNANDO EN [h]arina PARA {DESAYUNA GALICIA}




Cuando Marta , mi amiga Marta, la otra mitad de las pinuinas me propuso que colaborara con un desayuno para su blog Desayuna Galicia del sitio donde vivo, mi intención no era la de que fuera en cualquier sitio, quería que fuera un sitio especial.

Aquí donde vivo, en Valdemoro, no hay ningún sitio tan sumamente atractivo que me cautivara tanto como para decidirme de inmediato. Así que fui dándole largas y largas y más largas.

Este fin de semana he estado en Madrid capital y bueno ... fue entrar a este precioso sitio y saber que esto era lo que yo quería darle a conocer a Marta, este sitio era el ideal. Tiene encanto, te atrae todo lo que rodea el local cuando entras, esas lámparas, esa decoración, esa silla con el cesto encima con todos los periódicos, ese olor a pan recién horneado. En definitiva era justo lo que buscaba.




Nombre

[h]arina

Web

http://www.harinamadrid.com/

Dirección

Augusto Figueroa, 2 en el barrio de Chueca, cerca de Gran Vía y Fuencarral

Teléfono

91 521 72 51

Horario 

De 09:00 a 02:00. Además de los desayunos, también tienen sandwiches, quichés, bocadillos, ensaladas, pizzas, hamburguesas y tostas, además de una amplia carta de bebidas.

Tipos de desayunos

Tostadas variadas, batidos , macedonias, zumos naturales, cafés variados.



Desayunos especiales

Desayuno caprichoso (Croissant a la plancha, tostada con pan de masa madre con jamón serrano, aceite y tomate, macedonia de frutas o zumo, café o té) Precio 9€

Desayuno light rico en fibra (Yogurt natural, muesli con frutas de temporada, zumo de naranja natural o de espinacas, apio, jengibre y manzana, café o té) Precio 9'50€

Desayuno Antioxidante (Tostada con aceite, tomate y jamón serrano, queso fresco de Burgos y zumo de naranja natural, café o té) Precio 10'50€

Desayuno rico en proteínas (Huevos pasados por agua o cocidos, tostada con aceite, tomate y jamón serrano, macedonia de frutas, galleta de salvado de avena o muesli, café o té) Precio 11'50€

Brunch (Café o infusión, mini sandwich variado, tostada de aceite y tomate o con mantequilla y mermelada, tu tarta preferida y zumo de naranja natural) Precio 11'50€

Opciones especiales

Tienen pan de espelta, integral, centeno, de Kamut.
Leche de soja
Café ecológico

Tipo de local

Es un local moderno, con una decoración rústica y minimalista, colores pastel que transmiten paz, una claridad y luminosidad que le aporta al sitio un encanto especial, haciendo incluso que parezca más grande.

El olor que respiras al entrar en el local te hacen rememorar ese olor a tahona en los pueblos.

Vitrinas llenas de bollería recién horneada, tartas caseras,  y panes para todos los gustos (cerca de 30 variedades de pan)

El aceite viene envasado en mono dosis, algo que es de agradecer ya que por ley las aceiteras rellenables están prohibidas y en muchos sitios aún te las ponen.




Servicio, atención

En el local sólo había dos dependientas, las cuáles han sido bastante agradables y atentas.

Conclusión

Es un sitio precioso, con encanto y mágico para disfrutar de una agradable compañía. Optando a desayunos muy diferentes entre ellos, ya sea económicamente hablando como gastronómicamente.

No se si por lo temprano que era o porque era domingo, pero ha sido un desayuno muy tranquilo. Está en una zona muy comercial y muy transitada durante todo el día, pero el desayuno ha sido relajado.

Nuestro desayuno

Yo he desayunado en compañía de mi amiga Juana, las dos hemos tomado tostada con tomate, aceite y jamón serrano, café con leche y café cortado, el precio de los dos desayunos ha sido de 8'90€

A mi modo de ver nada caro el desayuno para lo bueno que estaba y lo saciante que ha sido. El pan estaba realmente delicioso.




Agradecimientos

A Juana por su compañía y por su ayuda con las fotos. Ojala tengamos muchos más desayunos como este bruji.


Y bueno Marta, se que tu querías que te presentara algún sitio de Valdemoro, pero ... de momento te tocará seguir esperando.



Besotes !!! Hasta pronto !!